sábado 12 de enero, 2019

Daniel Cáceres: "Las personas no se enamoran ni de penes ni de vaginas, sino de seres humanos"

Lectura de 5 minutos
19260524_10213554109156399_5486504829351875128_n

Daniel Cáceres Bartra tiene 24 años y estudia biología marina en la Universidad Científica del Sur. Actualmente, cursa el noveno ciclo y combina sus estudios con su activismo en la defensa de los derechos ambientales. Es fundador de la iniciativa “Cuidando el Mar” y forma parte de la Alianza de Océanos Sostenibles en el Perú. También es buzo y militante de Nuevo Perú, partido político liderado por Verónika Mendoza, política de la que él confiesa ser su fan.

¿Cómo empieza tu activismo por los derechos ambientales en el Perú?

Me di cuenta que nuestro país, que es uno privilegiado en tema de naturaleza, tiene un enfoque pésimo respecto a sus recursos. De hecho, la gente que trabaja en cuidado del medio ambiente lo hace también desde ese enfoque. Por ello, sentí que era necesario tomar una iniciativa desde mi persona respecto al cuidado del mar. Y elegí el mar, ya que hoy día este es visto como un recurso y hay tantas problemáticas que no son conocidas, las cuales originan una falta de acción en él.

¿A qué organizaciones que ven este tema perteneces y cómo llegaste a ellas?

Actualmente, tengo un colectivo que se llama “Cuidando el mar”, el cual busca difundir información de las problemáticas, los temas marinos y también unir a los líderes que están actuando y conociendo más nuestro mar. Lo que queremos es generar un trabajo integrado entre todos, un compañerismo.

También formas parte de la Alianza de Océanos Sostenibles

Así es, es una organización que empezó en los Estados Unidos y yo tuve la oportunidad de comenzarla acá en el Perú. Inició con el enfoque de empoderar a jóvenes que puedan convertirse en líderes marinos, porque hay carreras que le están hoy día generando un daño a nuestro planeta.

¿A qué carreras te refieres?

Me refiero a cualquiera que busque… carreras como economía, negocios, administración, entre otras, que tienen un enfoque acá en el Perú…

¿Por qué esas carreras?

Porque el enfoque que tienen acá es que se les enseña mucho a acaparar bienes y dinero sin el cuidado del medio ambiente.

¿Hablas en general incluyendo a todas las universidades?

O sea, hoy en día ya hay muchos jóvenes que están buscando cambiar ese enfoque, pero en general, nuestro país ha tenido una generación por mucho tiempo que se ha dedicado a dañar nuestro planeta por beneficio personal.

¿Has intentado trabajar estos temas con apoyo de algún congresista? ¿Qué tal te ha ido?

El Nuevo Perú es un partido con el que estoy bastante de acuerdo en el tema ambiental, para mí este tema es una prioridad en cualquier partido. Por ejemplo, en otros países en sus constituciones la naturaleza ya tiene derechos mientras que en la nuestra eso no existe.

Ni siquiera logramos todo en Derechos Humanos

Imagínate, ambas cosas van de la mano. Los derechos de la naturaleza y los derechos sociales van juntos al fin y al cabo. Marisa Glave es alguien a quien le interesa mucho el cuidado de la naturaleza y de nuestro mar. Por eso, hace tiempo organizamos una audiencia pública sobre el mar peruano para ver qué vacíos hay en el tema de biodiversidad. El foro lo hicimos con personas que trabajan con mantarrayas, con ballenas, con quienes hacen ecoturismo, con la Sociedad Nacional de Pesquería, etc. La idea fue que cada uno exponga su problemática para ver cómo podíamos trabajar desde el Congreso. Después, hubo una conversación ya para realizar un proyecto de ley sobre la Ley 30230.

¿En qué situación va esa iniciativa?

Esta ley de número 30230 es el paquetazo ambiental que se aprobó en la gestión de Ollanta Humala. Se aprobó en sesión reservada y al caballazo. En términos simples, el paquetazo ambiental es una ley que promueve la inversión petrolera, en ese sentido, reduce muchísimo los temas de cuidado del medio ambiente. En mi caso específico, la manera en que nos afecta es debido a que obstaculiza la creación de zonas reservadas.

¿Cómo evalúas la gestión de Fabiola Muñoz, nuestra ministra del Ambiente?

Fabiola me parece una ministra muy buena, con muchas pilas, muchas ganas y mucha pasión. De ella rescato la voluntad política que tiene, así como el que esté informada. Lo que sí me pareció un error fue la designación en esta cartera de Elsa Galarza, la anterior ministra. Creo que PPK la puso allí solo para disminuir los obstáculos de la inversión.

Además de tu activismo, militas en el Nuevo Perú. ¿Por qué formar parte de una organización, precisamente, en un momento en el que los partidos se han alejado de la población?

Si la gente que busca generar un cambio en la sociedad no se mete en política, termina pasando lo que tenemos ahora: una participación activa de los políticos en corrupción. Cuando empecé la universidad, un día vi un post que criticaba el voto de Verónika Mendoza por estar a favor del aborto en casos de violación sexual. Vi que un grupo religioso ponía que era una mala persona por haber votado a favor en este caso y me pareció muy curiosa en ese momento la posición de Verónika, quien también estaba de acuerdo por los derechos de las comunidades indígenas, que estaba contra las corridas de toros y otras cosas más. “Qué maravillosa mujer”, me dije y empecé a seguirla en Facebook.

¿Eres fan de Verónika?

Sí, de hecho, soy un fan de Vero. Y cuando conversaba con amigos ambientales les decía que si esta mujer se lanzaba a la presidencia, de todas maneras la iba a apoyar, y así fue.

Recientemente fue la marcha del colectivo “Con mis hijos no te metas”, ¿qué impresión tienes al respecto?

Sobre el tema con este colectivo, el mensaje creo que va más para los seguidores. Ellos están siendo guiados por un grupo de personas que les están mintiendo y no se percatan de ello, son solo fieles ovejas de un pastor, uno que les miente descaradamente. Esta gente que nunca se ha interesado por la ciencia, de pronto, dice que no existe un gen de la homosexualidad, bueno, tampoco existe uno de la religión. Los comportamientos existen, son naturales; la homosexualidad es cien por ciento natural.

¿Consideras que estos líderes de espacios homofóbicos pueden ser parte de la comunidad LGTB y no se aceptan?

La ciencia ha descubierto que quienes no pueden aceptar la homosexualidad son normalmente personas que sienten atracción por otras de su mismo sexo.

Christian Rosas será gay

Muy probable. La homosexualidad existe desde hace mucho antes que los libros sagrados.

Ellos usan normalmente el cuestionamiento de qué decirle a los niños respecto a la diversidad sexual

Los niños saben amar y los niños saben abrazar la diversidad humana. Las diferentes orientaciones sexuales no te hacen ni más ni menos persona. La gente no se enamora ni de penes ni de vaginas, sino de seres humanos. Los padres de familia no tienen que escucharme ni a mí ni a Christian Rosas, ellos deben ser íntegros en sus decisiones. El mensaje de amar a tu prójimo como a ti mismo merece practicarse.

Terminemos con el ping pong político. Te menciono el nombre de algunos posibles candidatos presidenciales y me dices una palabra. Keiko Fujimori

Corrupción.

César Acuña

Desinformación

Alfredo Barnechea

Elitismo

Antauro Humala

Revolución

Verónika Mendoza

Compañerismo.

Escribe Carlos Rosas
Activista. Estudiante de artes escénicas. De centro izquierda.
Siempre listo para la conversación del día.
Ad
Copyright © 2018 - GRUPO ALTAVOZ