lunes 12 de marzo, 2018

Taylor Hickson demanda a productores de Ghostland tras quedar desfigurada

Lectura de 43 segundos
Taylor Hickson
Fuente: Fuente: AOL

Durante la grabación de las últimas escenas de la película de terror Ghostland en diciembre del 2016, la actriz Taylor Hickson sufrió un accidente que la ha marcado de por vida.

Hickson, conocida por su participación en Deadpool, estaba grabando una escena “muy emocional” en la que tenía que golpear una puerta mientras apoyaba su cara contra el vidrio.

Mientras grababan la escena, el director le pedía a Hickson que golpeara la puerta con más intensidad. La actriz le preguntó si era seguro, a lo que el director respondió que sí. Minutos después, la puerta se rompió y dejó a Hickson con una cicatriz de 70 puntos.

Ahora, Hickson está demandando a Incident Productions por una negligencia que ha causado lesiones que han afectado duramente su carrera.

Según dice la demanda, Hickson era una “ocupada y prometedora actriz en una industria cinematográfica muy competitiva”. “Como resultado de la lesión, ha perdido ingresos durante el periodo en que no pudo actuar mientras se recuperaba”, se lee también.

 

“En este momento no sabemos si algún tipo de tratamiento, incluyendo la cirugía plástica, podrían reducir la apariencia visual de la lesión”, señala también en la demanda.

Siempre listo para la conversación del día.
Copyright © 2018 - GRUPO ALTAVOZ