lunes 12 de febrero, 2018

Michael Haneke sobre el #MeToo: "me preocupa este nuevo puritanismo"

Lectura de 1 minuto
filmfestival-cannes
Fuente: Michael Haneke, NY News.

El austriaco Michael Haneke, director de filmes aclamados por la crítica como “La Pianista” o “Funny Games”, atacó al movimiento #MeToo (#YoTambién) de denuncia de violencia y agresiones sexuales en Hollywood y calificó al mismo de “nuevo puritanismo”.

Haneke afirmó que le preocupa “este nuevo puritanismo, impregnado de odio hacia los hombres, que nos llega en la estela del movimiento #MeToo”.

El director austriaco fue entrevistado por el medio Kurier esta semana, y sus frases ya han generado más de una polémica.

Haneke, considerado uno de los cineastas reconocidos por explorar las temáticas de la violencia y la sexualidad las relaciones interpersonales,  calificó al movimiento de “cruzada contra el erotismo”.

‘El imperio de los sentidos’, de Oshima, una de las películas más profundas sobre la sexualidad, no podría filmarse hoy”, declaró Haneke.

Estrenada en 1976 y con escenas de sexo explícito, “El imperio de los sentidos” narra la historia basa en hechos reales de una exprostituta convertida en trabajadora de un hotel que entabla una intensa relación sexual con el dueño del hotel, la misma que terminará en la muerte del hombre por asfixia durante un encuentro sexual. Tras ello, la mujer cortaría su pene y sus testículos.

El director austriaco también calificó al #MeToo de “caza de brujas” que “hace cada vez más difícil un debate sobre este tema [el acoso sexual] tan importante”.

“Desde luego, cualquier forma de violación o abuso sexual debe ser sancionado. Pero esta histeria y las condenas sin proceso a las que asistimos hoy me parecen repugnantes “, agregó en la misma entrevista.

Contra el puritanismo sexual

Las palabras de Haneke han revivido la controversia producida después de que 100 mujeres francesas, entre escritoras, intelectuales y activistas, se pronunciaran en contra del “puritanismo sexual”.

“La violación es un crimen. Pero la seducción insistente o torpe no es un delito, ni la galantería una agresión machista”, apuntaba el comunicado de las 100 francesas, en la misma línea que las frases del director austriaco.

“El filósofo Ruwen Ogien defendió la libertad de ofender como algo indispensable para la creación artística. De la misma manera, nosotras defendemos una libertad de importunar, indispensable para la libertad sexual”, agregaba el mismo texto.

Editor de Política
Siempre listo para la conversación del día.
Ad
Copyright © 2018 - GRUPO ALTAVOZ