¿Se pueden salvar millones de vidas sin irte a la quiebra?, por Antonella Chichizola
FUENTE: Against Malaria Foundation

2016-01-09 16:25:00

Antonella Chichizola 

El altruismo efectivo: una excelente opción para maximizar el impacto de la ayuda solidaria.


El conductor de una camioneta baja la velocidad después de que un bache hiciera rebotar el vehículo. Mira por el retrovisor y luego sigue su camino. Quiero creer que no vio el pequeño cuerpo tumbado en un charco de sangre sobre la brea. Quisiera creer lo mismo de todas las personas que pasan caminando al lado de la pequeña, pero algunos incluso la observan un rato antes de marcharse. Finalmente una persona reacciona y llama a una ambulancia. Pero es demasiado tarde, y la niña muere en el hospital.

Esta pequeña introducción no acabo de inventarla yo, pasó en un almacén de China y si necesitan pruebas gráficas, las cámaras de seguridad grabaron la larga espera.

Peter Singer presentó este video antes de su TED Talk sobre altruismo efectivo. A un auditorio repleto, Singer preguntó “¿Cuántos de ustedes hubieran actuado diferente, cuántos se hubieran acercado a ayudarla?”. Todos levantaron la mano. ¿Y qué es lo que hace diferente a una niña al borde de la muerte al otro lado de la calle de otra niña bajo las mismas condiciones al otro lado del mundo?

El último informe publicado de la UNICEF revela que 6.3 millones de niños menores de cinco años murieron en el 2013, en su mayoría por causas previsibles. Esto significa que 17 mil niños mueren como consecuencia de la pobreza cada día.

Las cifras y la distancia geográfica pueden hacernos un poco indiferentes, pero si nos ponemos a pensar un poco ¿Cuál es la gran diferencia entre quienes pasan de largo al lado de la niña atropellada y quienes no ayudamos a estas personas al otro lado del mundo? Podríamos pensar que otros lo harán y que, por lo tanto, no hace una gran diferencia nuestro aporte. O quizás que al donar dinero a organizaciones de ayuda social no tenemos cómo asegurar que nuestro dinero efectivamente esté salvando vidas. 

Singer está convencido de que si usamos la razón y el corazón al mismo tiempo, dejaremos de invertir en bienes innecesarios para contribuir con donaciones que ayuden a salvar millones de vidas. Bienes como autos de lujo, o el agua embotellada en lugares en los que el agua del caño es perfectamente bebible, son gastos que podrían sacrificarse por la vida de miles de niños.

Teóricamente podríamos cuestionar a Singer en un aspecto: la inversión en bienes de lujo fomenta la innovación, lo que a su vez mejora las condiciones de vida, además claro de crear empleo. Sin embargo, en la práctica tampoco es como si el sistema fuese a colapsar porque destinemos un porcentaje de nuestras ganancias a reducir la pobreza. Se trata de hacer cálculos y fijar prioridades.

Por ejemplo, Toby Ord se dio cuenta que con el salario que ganaba como académico en la Universidad de Oxford, podría ayudar a que 80 000 personas se curen de ceguera en países en vías de desarrollo y aún así tener suficiente para llevar una vida tranquila. Si se tienen grandes compañías el impacto puede ser mucho mayor, por ejemplo la fundación de Bill y Melinda Gates que colabora con diferentes proyectos alrededor de todo el mundo. Entonces, no se trata de dejar de hacer inversiones en el campo de la innovación, de hecho el impacto que estas tienen es doble: generan más empleo y a la vez los porcentajes que pueden donarse a través de fundaciones tienen un impacto mucho mayor.

Creo que lo que Peter Singer quiere que veamos es que, de acuerdo a nuestros estilos de vida y nuestras ganas de ayudar y actuar, todos podemos hacer ciertos sacrificios que van a ayudar a salvar miles de vidas sin que por eso la pasemos mal. Eso sí, hay que estar bien informados a la hora de hacer estas donaciones para asegurarnos que el impacto que tengan sea lo más efectivo posible.

Si consideramos que es antiético dejar que una niña muera al otro lado de la pista cuando podríamos llamar a una ambulancia y salvar su vida, quizás sería bueno recordar que vivimos en un mundo globalizado donde hacer una donación, por más pequeña que sea, puede ser como haber hecho esa llamada a tiempo cientos de veces.

GiveWell es un sitio web que se encarga de analizar cuáles son las organizaciones de mayor impacto. Against Malaria Foundation encabeza la lista. Se encargan de distribuir mosquiteros tratados con insecticida para proteger las camas de los niños en África, de esta forma se previene que se contagie la malaria.

Por otro lado, GiveDirectly, como su nombre sugiere, transfiere el dinero donado directamente a las personas más pobres de países como Uganda y Kenya. Se cree que esta es una de las organizaciones más efectivas pues los estudios han demostrado que la gente que recibe estas donaciones suele gastarla en subsanar sus necesidades más básicas o las invierte en proyectos que luego puedan darles una fuente de ingresos. Los reportes de seguimiento han demostrado que no suelen derrochar el dinero en tabaco o alcohol. SCI y Deworm the World Initiative ayudan a tratar niños infectados por enfermedades parasitarias en países subdesarrollados.

Hay que tener en cuenta que el altruismo efectivo se centra en la cantidad de gente que ayudas. Es por eso que las organizaciones en el top de la lista de efectividad normalmente son aquellas que necesitan presupuestos bajos para mejorar la vida de cada individuo. Si lo que estás buscando es ayudar a la mayor cantidad de gente posible, entonces el altruismo efectivo es la mejor opción. Sin embargo no deja de ser cuestionable que las organizaciones que ayudan a curar enfermedades mucho más costosas como el cáncer o la diabetes no se encuentren en la lista de prioridades pues su impacto (a nivel de cantidad) necesariamente será menor.


Comparte esta Noticia:





Diseño y desarrollo hecho por UNA SOLUTIONS